Interesantes tiempos tendrá la política estadounidense los próximos dos años con la presencia de la candidatura del expresidente Donald Trump. Sus días como candidato en 2016, y luego como presidente y candidato a la vez durante todo su período, hizo de la política estadounidense una esfera vertiginosa y en constante sismo no solo en su país, sino en todo el mundo y especialmente en una América Latina que se venía ‘izquierdizando’.